martes, 20 de marzo de 2012

Otzi el hombre de las nieves padecía la enfermedad de Lyme



El genoma de Ötzi, el “hombre del hielo” que falleció hace 5.200 años y cuya momia glaciar
fue descubierta en los Alpes italianos en 1991, acaba de ser secuenciado. Los investigadores
han reconstruido su aspecto y han diagnosticado qué problemas de salud padecía.
Los científicos también han identificado restos de bacterias del género Borrelia,
lo que supone la evidencia más antigua de la enfermedad de Lime o borreliosis,
una infección transmitida por garrapatas de patas negras.


Para los que conocemos al actor Agustín González, recientemente fallecido por neumonía,
no podemos dejar de admirarn el notable parecido entre los dos. El análisis del genoma
de Otzi revela que compartía genes con los grupos de población del sur de Europa.
Se parece tanto a Agustín que podría ser su tataratataratatara abuelo de hace 5200 años.


Borrelia es una bacteria patógena de garrapatas que se puede transmitir al hombre
por la picadura de estas causando la enfermedad de Lyme. El Lyme se puede
tratar con antibióticos, y si no se detecta a tiempo es posible que evolucione a
su forma crónica y los afectados necesiten tratamiento antibiótico prolongado
e incluso indefinido.



Picadura por la garrapata negra transmisora de Borrelia.

Una de las cosas que más me han sorprendido de este hombre neolítico de
hace 5200 años es que entre sus escasas pertenencias llevaba dos pedazos
de hongo seco en sendas correas de cuero. Se piensa que eran parte de un
primitivo botiquín de primeros auxilios. Visto así es una solución muy ingeniosa
para cerrar una herida, el hongo es absorbente y posiblemente tuviese cierta
actividad antimicrobiana. Las cintas de cuero permitirían fijar el hongo a la herida
y que no se moviese, de la misma manera que nuestras tiritas adhesivas.


Por último recordar que la momia de Otzi fue encontrada a 3000 metros de altura,
en una montaña de los Alpes italianos, en el punto que se señala en la foto de abajo

Sorprende lo bien adaptado que estaba este primitivo europeo a vivir en un clima
extremo como se puede ver en las ilustraciones abajo. Otzi poseía unos zapatos
de piel de oso y ciervo impermeables, con suela de paja para aislarlo del frio
de la nieve. Además los zapatos tenían una red de cuerda posiblemente para evitar
deslizamientos sobre el hielo. Las capas de piel y tela que lo recubrían nos
asombran por su eficacia para resguardarlo del frío. Me sorprenden estos
pantalones primitivos que yo pensaba habían sido, los pantalones, introducidos
por las invasiones bárbaras en la alta edad media, pero ya había quien los usaba
en el neolítico. Sorprende lo bien preparado que estaban para evitar las neumonías
por enfriamiento.



Posiblemente las madres neolíticas le decían algo así como: "abrígate que vas a
coger una pulmonía", pero sin usar el término médico que evidentemente se desconocía.

1 comentario:

  1. Jope qué ataque de risa con el parecido con Agustín González.... :')

    ResponderEliminar

Cada vez que lees un artículo y no dejas un comentario, alguien mata a un gatito en alguna parte del mundo...